miércoles, 20 de julio de 2016

TRAS UN SUEÑO DE AMOR INALCANSABLE


TRAS UN SUEÑO DE AMOR INALCANSABLE

Tras un sueño de amor inalcanzable
desnudo eché a volar camino al cielo
creyendo que un espíritu gemelo
el mal iba a curar en mí incurable.

Fue mi vuelo suicida, irresponsable,
y aunque loco y suicida fue mi vuelo,
hallé por recompensa al noble anhelo
un tesoro en su piel incalculable.

Infinito y eterno es este lazo
que nuevas flores planta en mi camino
y media vida pone en el abrazo

y otra media en el beso repentino
que me da de su amor dejando un trazo
sobre el puente de nácar del destino.

TADEO