jueves, 1 de abril de 2010

LA NOCHE


LA NOCHE

Cruel es la noche, igual el que la envía
desde el pozo sin fondo de su pecho,
la noche es el abismo, es el desecho,
la cáscara final que cubre al día.

Muere el sol, se retuerce en su agonía
vespertina, de nubes, en su lecho,
y grita y se resiste insatisfecho
a dejar de imponer su jerarquía.

De plata, el firmamento luce un broche
que lanza como un manto blando y puro,
sobre el mundo una suerte de reproche.

Y la sombra que soy o que procuro,
al sueño se encamina cada noche
en busca de esa luz que hay en lo oscuro.

TADEO

7 comentarios:

Emilio dijo...

Lo has pintado muy bien, Tadeo.
Saludos.

El Éxodo dijo...

A veces, cuando cede el insomnio, la noche es dulce, y el alba, la inclemente espada que decapita los sueños.

Muy buen soneto, como siempre.

Abrazos.

JOSÉ TADEO TÁPANES ZERQUERA dijo...

Querido Emilio:
Muchas gracias por tu fidelidad a mis versos y a este poeta infiel. Un abrazo.
Tadeo

JOSÉ TADEO TÁPANES ZERQUERA dijo...

Hola El Éxodo:
Muchas gracias por tus lindas palabras. Creo como tú en esas espadas de luz. Buen tema para un próximo soneto. Un abrazo.
Tadeo

Ananda Nilayán dijo...

Hay noches trágicas que parecen no terminar y cuando llega el día parece que la sombra sigue acompañando. Al menos alimenta el alma.
Bien lo dices en este soneto sobrecogedor: en busca de esa luz que hay en lo oscuro.

Que tengas una semana estupenda, querido Tadeo.

JOSÉ TADEO TÁPANES ZERQUERA dijo...

Querida Ananda:
No sé si pedir disculpas a mis escasos lectores por este maratón poético del fin de semana. Será que es mi única tabla de salvación por estos dias. Besitos:
Tadeo

Ananda Nilayán dijo...

Pues a mi, Tadeo, me gusta mucho leerte, así que esta maratón es puro deleite ^^